Aprender la importancia de la psicoterapia es un trabajo constante

Existen muchos prejuicios en lo que respecta a la psicoterapia, incluso en la actualidad. Personas de cualquier generación sostienen que el acompañamiento psicológico no es necesario para las personas que «no están locas». Sin embargo, y conforme se consolida el crecimiento de las generaciones más jóvenes, el acceso al psicólogo se ha ido consolidando de manera sostenida.

La importancia de la psicoterapia está creciendo de manera categórica, y hoy en día son millones quienes consideran ir al psicólogo eventualmente como parte fundamental de sus vidas. Sin embargo, como todo en la vida, esto es una cuestión de aprendizaje.

La psicoterapia es algo gradual y sostenido

Para muchas personas, el momento para ir al psicólogo es exclusivamente al enfrentar una situación muy complicada que los pone al borde y les impide lidiar. No obstante, la psicoterapia no sirve sólo para situaciones de emergencia, sino que es una asesoría sostenida y continua destinada a satisfacer todas las inquietudes que el paciente pueda tener en todos los aspectos de su vida personal.

No hay que tener miedo

Si bien existen personas que tratan la psicoterapia como una sesión de trabajo donde se resuelven problemas, a otras personas les cuesta más explicar qué es lo que las está llevando a sentirse de cierta manera. En estos casos, eso se debe a que hay situaciones personales, en el plano psicológico, que no se pueden ver superficialmente. En este sentido, no hay que tener miedo, debido a que justamente será sacar estos elementos a flote lo que proporcionará una mejoría.

La constancia como clave

Muchas personas desisten de ir al psicólogo al no ver resultados rápidamente. No obstante, una de las claves de las consultas psicológicas es la constancia en cada momento. En una sola sesión no hay forma de resolver los problemas, pero la constancia y la determinación de quien va al psicólogo sí pueden proporcionar resultados exitosos, que lleven a las personas a cambiarle el rumbo a su vida y poder apreciar una mejoría definitiva.

Precisamente, la constancia es un factor que hay que aprender. Muchos quieren comparar a la psicología con pseudociencias como la astrología, y tratan de mostrar como equivalentes sus efectos. Siempre es importante aclarar que el método que la psicología utiliza es definitivamentecientífico, y sus resultados se corresponden con ello.

Aprender a tener seguridad

La psicología no es confiar en un oráculo: es tener la certeza de que, con la ayuda de un profesional, uno mismo podrá obtener resultados provechosos para suvida. Otro de los elementos muy destacados para aprender es la seguridad en el proceso y la confianza entre las partes. Muchas personas asumen y afirman que no se sienten capaces de cambiar, pero la clave de la psicoterapia está en que, con constancia y trabajo, se puede.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *