Aprender a planificarse para la psicoterapia

Cada persona tiene un método y una forma distinta de aproximarse y desarrollar la psicoterapia. Eso también dependerá, directamente, de los métodos de trabajo del paciente y del psicólogo. Pero la planificación siempre es importante. Hay personas que prefieren la improvisación, y eso está bien, pero son recurrentes después los lamentos que dicen que olvidaron plantear tal o cual tema en la sesión.

Planificarse, así sea de manera escueta, siempre es importante. En este artículo se proveen una serie de consejos por medio de los cuales se puede obtener una mejor planificación para la psicoterapia.

Anotar temas en los momentos de confusión

Muchas veces las inquietudes o incomodidades que nos hacen ir al psicólogo no surgen en el momento de la sesión, sino durante el transcurso de nuestra vida cotidiana. Ante eso, una estrategia interesante puede ser apuntar en el teléfono móvil o en cualquier otro lugar, los temas que nos incomodan en el momento en que surja esa incomodidad. El tiempo de la consulta se hace más corto del que se piensa, y es por eso que es importante aprovecharlo.

Establecer razones causales

Hay pacientes que llegan a consulta sin saber absolutamente nada de por qué se sienten así. Eso es válido, y es algo con lo que un psicólogo puede trabajar. Sin embargo, es importante que el paciente pueda hacer sus propias hipótesis, para escucharse y entenderse mejor. Si una persona se está sintiendo mal ante determinada situación, debería hacerse la pregunta ¿qué me hace sentir mal?

Identificar los elementos de incomodidad es muy importante, y es un tema que se puede llevar de antemano, para trabajarlo directamente en una sesión. En ese momento, el psicólogo asesorará y orientará para buscar una salida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *